Author
Gastón Monge EnLíneaDIRECTA

Date
10 May 2019(19:04:51)




Imprimir

-Calles y pasillos lucieron vacíos el Día de las Madres.

Nuevo Laredo, Tamaulipas.-Es casi mediodía y los pasillos y calles del panteón municipal antiguo lucen desiertos, como si este 10 de mayo fuera un día cualquiera, a juzgar por los escasos visitantes que buscaban las tumbas de sus familiares fallecidos, y por los trabajadores y sepultureros que esperaban aburridos ser llamados para realizar el trabajo que por tantos años realicen en este lugar.

De acuerdo al coordinador de los panteones municipales, Fernando Hernández Laurel, quien estimó que este día acudirían unas 7 mil personas a este camposanto, pero no fue así ya que a diferencia de otros años, este 10 de mayo fue diferente, incluso para los vendedores de flores que no acudieron como es costumbre, a los puestos externos del panteón.

De los pocos visitantes Alfonso Hernández y su esposa, una pareja de la tercera edad, caminaban despacio hasta el lecho de la madre de él, un ritual que hace varias veces al año y desde hace 35 años, cuando falleció.

Al preguntarle sobre la poca asistencia a este panteón pese a ser 10 de mayo, comentó que en parte se debe a la inseguridad que persiste en la ciudad, y en parte a que es viernes y la gente trabaja, “y creo que ese es el problema principal por el que mucha gente no vino a esta hora”, dijo Alfonso, mientras su esposa atenta a la entrevista, lo miraba con insistencia para que terminara y fueran rápido a la tumba, ya que la lluvia amenazaba con caer en ese momento.

Dijo que se extrañó de que en las afueras del panteón tampoco hubiera la cantidad de vende flores que se acostumbra en esta fecha, cosa extraña para alguien que como Alfonso, acude de manera constante a este camposanto.

“Casi todo este tiempo hay muchos vendedores afuera, y es extraño que no haya hoy, ni tampoco la romería de gente que no deja caminar por las calles del panteón, pero ahora no hay nada de eso”, dijo el hombre.
Sin embargo, dijo que es posible que entre el sábado y el domingo la mayor cantidad de personas visite el panteón, y que esas 7 mil personas que dijo el coordinador de los panteones, acudan a visitar a sus muertos.

Un breve recorrido por el interior comprobó lo dicho por Alfonso, el abandono de muchas tumbas y la falta de visitantes, lo hicieron aún más solitario, y muestra de ellos es el mausoleo que se construyó para el migrante desconocido, lugar adonde van a parar los migrantes que mueren en calidad de desconocidos.

Se ubica en el costado sur del panteón, colinda con la calle Bolívar, y es un pequeño cuarto de cuatro por cuatro metros cuadrados, pero el abandono es evidente en una cruz de madera en donde las letras ‘migrantes desconocido0 casi se borran por el paso del tiempo y el abandono.


Deja un comentario


Create Account



Log In Your Account